MINAGRI | INDAP | SAG | CONAF | FIA | INIA | INFOR | CIREN | FUCOA | ODEPA

logo

Menú Principal
9 de noviembre de 2021

Pequeños agricultores de Coquimbo destacan impacto de la Ley de Riego

Durante la reciente visita de la Ministra de Agricultura al proyecto de rehabilitación del embalse Santa Ana, bonificado por la Ley Nº18.450, los regantes de la Asociación de Canalistas del Canal Bellavista manifestaron su preocupación y la necesidad de que se apruebe el proyecto de prórroga de la Ley Nº18.450, que es administrada por la Comisión Nacional de Riego, especialmente en momentos en que enfrentan graves problemas a raíz de la sequía.

Coquimbo, martes 9 de noviembre de 2021.- Los pequeños agricultores del sector de Pan de Azúcar se encuentran preocupados, no solamente por la escasez hídrica que afecta desde años a la región, sino que también por la poca certeza respecto a la aprobación de la prórroga de la Ley de Riego, un instrumento que afirmaron es “fundamental para la supervivencia de la actividad agrícola”.

Así lo expusieron durante la visita de la Ministra de Agricultura, María Emilia Undurraga, al proyecto de “rehabilitación e implementación de embalse de regulación corta Santa Ana”, perteneciente a la Asociación de Canalistas Canal Bellavista, iniciativa que fue bonificada con $493 millones por la Ley Nº18.450 de Fomento a la Inversión Privada en Obras de Riego y Drenaje, y que benefició a 56 regantes, sus familias y a una superficie de más de 23 hectáreas de cultivos.

La máxima autoridad del agro destacó que “en Coquimbo, visitamos el revestimiento de un tranque y realmente es emocionante ver cómo los agricultores agradecen estas obras que han sido, además, anheladas por mucho tiempo, y que requieren de la organización de ellos, cooperativas, organizaciones de regantes, y otras que postulan de forma asociativa a este instrumento”.

Respecto a la prórroga de la Ley de Riego, la Ministra Undurraga indicó que “nos encontramos en plena discusión de la Ley Nº18.450, la Ley de Riego que ha permitido a que la agricultura, especialmente los medianos y los pequeños puedan adaptarse a esta realidad y a esta condición de cambio estructural que ha significado la escasez hídrica. Hemos visitado en todas las regiones distintos proyectos, distintas iniciativas que realmente le cambian la vida a los agricultores y a las agricultoras. Hemos estado en distintos sectores rurales donde esta ley les ha permitido poder tener acceso al agua que cada día es más escasa. Hemos podido ver cómo le cambia la vida a una familia cuando tenemos sistemas tecnificados de riego, obras civiles, revestimiento de canales”.

En la oportunidad, el presidente de la Asociación de Canalistas Canal Bellavista, Bruno Zandonai, destacó que “es importante para nosotros que la Ley de Riego continúe porque es el motor de la agricultura del Norte Chico y de todo el país. Es relevante que la ley siga porque no todos los agricultores, especialmente los pequeños agricultores, tienen la posibilidad de hacer obras de esta envergadura, y finalmente, los que se favorecen no sólo son los agricultores, sino que también la comunidad de La Serena y Coquimbo”.

Mario Yáñez, un pequeño agricultor del sector que también pertenece a la organización de usuarios de agua, recalcó la trascendencia de este instrumento de fomento. “Quiero agradecer por esta obra que nos ha dado la CNR. Estamos pasando por esta crisis, esta gran sequía y esta obra nos ha traído un mejoramiento para nuestro diario vivir y el funcionamiento de la agricultura, acompañado también con un sistema de riego tecnificado que es otra de las grandes alternativas que tenemos nosotros para salvar a pequeña agricultura que aún queda, y seguir en la agricultura que es lo que nosotros amamos y seguir produciendo en el campo que es lo que nos motiva”.

“Quisiera hacer un llamado a las autoridades, a los parlamentarios que ojalá esta ley continúe porque sin esta ley nosotros no tenemos el alcance ni las condiciones para poder financiar obras como ésta, muy beneficiosas y de gran envergadura. Ojalá se acuerden de nosotros los pequeños agricultores y que esta ley nos siga apoyando porque aún hay muchos proyectos por hacer, hay mucha gente que está retrasada y tienen sistemas de riego más tradicionales y antiguos, y por la necesidad y carencia de agua requieren de estas nuevas obras. Esto mejora a toda la comunidad porque si se nos mejora el sistema de riego, se mejora nuestra producción que llega a todos los consumidores, por lo que el beneficio es para toda la comunidad”, recalcó Mario Yáñez.

En tanto, otro de los agricultores, Jaime Cortés, dijo que “nos gustaría que los parlamentarios estuvieran presentes para que vieran la realidad que estamos viviendo en este momento con la escasez hídrica que tenemos. Estas obras nos benefician un montón porque, por ejemplo, en mi caso como pequeño agricultor, pequeño productor de verduras, sin estas obras o un riego tecnificado yo desaparezco si la escasez hídrica sigue el próximo año, por lo que es un enorme beneficio para todos nosotros”.